La película Tarde de perros, con un gran realismo, fue considerada como la mejor cinta de todos los tiempos que tiene como tema central el robo de bancos. Esta película, del cineasta Sidney Lumet, está acompañada de otras filmaciones como Taxi driver, de Martin Scorsese o Perdidos en la noche, de John Schlesinger.